El pasado 9 de junio fue el día de la Región de Murcia, día que las Juventudes de MC (JMC) aprovechamos para seguir trabajando en la defensa de los intereses de Cartagena y su Comarca. Desde esta humilde agrupación de jóvenes cartageneros, contemplamos atónitos la llegada de una invitación a nuestro alcalde para celebrar el 750 aniversario del concejo de Murcia. Desde estas Juventudes, consideramos que:

  • Es inexistente la obligación de celebrar el aniversario de un municipio ajeno al nuestro, máxime cuando este aniversario decide celebrarse en un día dedicado al conjunto de la Comunidad Autónoma.
  • Se trata de una celebración terriblemente manipulada por un organismo centralista que merece, por parte del pueblo de Cartagena, el interés y el respeto que dicha institución le ha brindado a nuestra ciudad desde hace más de 20 años. Concretamente, desde la constitución de esta Comunidad Autónoma.
  • Por tanto, sería una falta a nuestro propio respeto participar en esta celebración debido a la carga que nuestra tierra lleva a sus espaldas, sufridora de intereses que para nada confluyen con el ideal integrador a la par que descentralizador que, creemos, deberían regir numerosas actuaciones que a día de hoy no se llevan a cabo por parte del Gobierno de esta Comunidad Autónoma.

A continuación, se van a enumerar unos pocos de los por desgracia numerosos puntos que conforman nuestro malestar y que, confiamos, un día sean atendidos por una Autonomía para todos y no sólo para una ciudad:

  • Sorprendente y lamentable obstaculización de la restitución de la Provincia de Cartagena. Con ella, la Región ganaría peso en las Cortes Generales dado el aumento del número de diputados y senadores que supondría, es decir, ganamos todos. Aquellos que nos impiden cumplir con este proyecto, deben de saber que no queremos ir en contra de la Constitución Española, norma jurídica que, ante todo, respetamos; el art. 141CE permite la creación de nuevas provincias.
  • Desde la Consejería de Sanidad de la CARM cierran el servicio de urgencias y psiquiatría del Hospital Santa María del Rosell, dejándolo sin camas para ingresos hospitalarios. Hoy, gracias al Gobierno local de Cartagena de MC, y al apoyo de distintas asociaciones y, sobre todo, de los ciudadanos, se aprobó hace unos pocos meses una ley para reabrir dicho hospital.
  • Retraso de la llegada de la alta velocidad a Cartagena y a la Región a través del baipás de Beniel, una infraestructura de 1,4 km que lleva reclamando MC desde hace años.
  • Traslado a la ‘capital’ de los servicios del Puerto de Cartagena, Aduanas y la terminal ferroviaria de contenedores. Es tarea imposible para nosotros comprender en que cabeza cabe que estos servicios no estén en el propio Puerto. Según la información de la que disponemos, aún no pasan barcos por el río Segura. Esta fijación enfermiza con la obstaculización del correcto desarrollo de nuestra tierra, nos hace pensar que quizá haya personas que consideren que una Cartagena fuerte puede ser una amenaza para el statu quo del que goza sólo uno de los 45 municipios que deberían ser partícipes de una igualdad real y efectiva. Una igualdad material.
  • Eliminación de plazas en los institutos como el Mediterráneo para estudiar TAFAD con su posterior entrega a la UCAM, dejando a muchas personas sin poder cursar este módulo, ya que la universidad privada no es asequible para todo el mundo.

JuventudesMC

A %d blogueros les gusta esto: