De no hacerlo, deberá ser asumido por la Autoridad Portuaria

El impulso de MC Cartagena, a través de una moción argumentada por su portavoz, José López, ha permitido que el Pleno inste al Gobierno de España a financiar, con cargo a los presupuestos generales del estado de 2018, el baipás de Beniel. De esta forma, el Gobierno central deberá variar sus planes iniciales que, una vez más, marginan a Cartagena, en contraposición a las inversiones anunciadas para las ciudades de Murcia o Lorca.

El texto especifica que, en caso de no efectuarse esta previsión presupuestaria, la Autoridad Portuaria deberá responsabilizarse de la financiación, con cargo a sus presupuestos de 2018 y sucesivos, al ser propia de su actividad, tal y como está sufragando la variante de Camarillas.

Del mismo modo, la propuesta de MC insta a ambos a que financien, ya en este 2018, el desarrollo de la ZAL de Los Camachos, con el inmediato traslado del Depósito Franco y demás actuaciones que permitan que sea una realidad; así como el soterramiento de las vías de mercancías a su paso por la diputación de Alumbres; y que, del mismo modo, inicien los estudios medioambientales y proyectos que resulten necesarios para impulsar la variante de Murcia, que sumada a la de Camarillas debe restar una hora al tráfico ferroviario hacia Madrid y evitar el paso de mercancías por Murcia, Alcantarilla y demás localidades de su área metropolitana.

Tras la aprobación de la moción, MC ha manifestado su confianza para que los partidos tradicionales, desde el ámbito regional, no vuelvan a aliarse para mantener el olvido sistemático a Cartagena y la Comarca.

Cuestión que no sorprendería por hechos consumados como el respaldo regional otorgado a la innecesaria circunvalación de Alcantarilla, necesidad ficticia creada por la negligente actuación de los políticos regionales que acumulan infraestructuras portuarias a 50 kilómetros de la costa por sus intereses, y no por los de la actividad portuaria.

Baipás de Beniel

En definitiva, el Pleno ha convenido la necesidad de impulsar una infraestructura concebida hace seis años para unir de forma directa los puertos de Cartagena y Alicante, evitando que los trenes de mercancías recorrieran 34 kilómetros adicionales pasando por Murcia, sin tener que hacer escala en ella.

MC Cartagena se congratula por el respaldo a la iniciativa, algo que no sucedió en el verano de 2015, cuando la formación cartagenerista propuso, a través del Pleno, que el Ministerio se hiciera cargo de este ramal. Aquel día, los partidos tradicionales volvieron a decidir en contra de Cartagena aludiendo a razones de falta de solidaridad o de existencia de infraestructuras deficitarias. Argumentario válido para Cartagena pero que queda en el cajón cuando el debate lo protagonizan los mismos partidos en la ciudad de Murcia.

A %d blogueros les gusta esto: