• Declaraciones de María José Soler

 

 

La formación cartagenerista exige que se aclaren las dudas sobre un hipotético cierre de la puerta de Urgencias del Rosell

Durante los últimos días, el Grupo municipal MC Cartagena ha recogido las preocupaciones de un numeroso grupo de vecinos, quienes han alertado de una nueva e inadmisible situación en la asistencia sanitaria de nuestra área de influencia.

Así, desde hace semanas, diferentes especialidades que cubre el Hospital de Santa Lucía, como oftalmología o vascular, está mermando su atención debido a la pérdida de facultativos, por traslado o baja médica, ausencias que no son sustituidas.

Esta circunstancia ha provocado que un significativo número de ciudadanos hayan acudido a su cita, al no ser preavisados, para darse cuenta de que el doctor asignado no se encontraba pasando consulta.

La situación provoca un efecto dominó al tener que ser derivados a otro médico, con la consiguiente acumulación en la atención. De esta forma, se debilita la calidad de la prestación. También la eficacia, pues algunos de estos vecinos deberán esperar hasta un año para tener una cita que les ha correspondido en fechas recientes. Algunos de estos casos se ven agravados por tratarse de pacientes que precisan de una vigilancia constante debido a la gravedad de la dolencia.

En esta coyuntura, la concejal cartagenerista María José Soler ha reclamado que “se subsanen de manera inmediata estas deficiencias. Un médico debe ser sustituido por otro, y es algo que debe estar previsto y pautado. Se trata de una nueva chapuza que tenemos que sufrir los de siempre, los cartageneros, y las localidades que se inscriben en nuestra área de salud”.

“Resulta inaceptable que no se garanticen las condiciones mínimas. Es un derecho fundamental vulnerado de manera sistemática. Deberían entender que todo el mundo no puede acudir a la atención privada y que ésta, en muchas ocasiones, no dispone de los medios con los que cuenta la sanidad pública. Les volvemos a recordar que la salud de un cartagenero tiene la misma importancia que la de un vecino de la localidad a la que envían estos médicos”.

De esta forma, MC Cartagena ha vuelto a manifestar su adhesión a las reivindicaciones vecinales, convirtiéndose en altavoz, como hizo el pasado miércoles, exigiendo al Gobierno local, durante el trascurso del Pleno, que inste al Ejecutivo regional a que mantenga la atención de pacientes en la unidad de Hemodinámica del Hospital de Santa Lucía de manera ininterrumpida.

 

Cierre estival del Rosell

Por último, la formación cartagenerista ha deseado una pronta aclaración del Gobierno regional acerca de los rumores que apuntan a un cierre de la puerta de Urgencias del Hospital del Rosell durante el periodo estival.

MC Cartagena exige al Gobierno regional que cubra las ausencias de médicos en el Hospital de Santa Lucía para no retrasar la prestación sanitaria
A %d blogueros les gusta esto: