El alcalde de Cartagena, José López (MC), ha procedido, esta mañana, al descubrimiento de la placa conmemorativa que recuerda la figura del doctor Leopoldo Cándido y Alejandre. El acto, que ha tenido lugar en la calle Palas, céntrico emplazamiento en el que el doctor tuvo consulta médico quirúrgica, ha contado con la asistencia de los concejales de MC, responsables de los áreas de Calidad de Vida, Cultura y Patrimonio, Hacienda, y Portal y Oficina de Transparencia; Francisco Calderón, Ricardo Segado, Isabel García y María José Soler, respectivamente.

El evento se ha enmarcado en las actividades programadas con motivo del 125 aniversario del Laboratorio Municipal, el primer servicio municipal de higiene y salubridad de España, que fue creado por Leopoldo Cándido y Alejandre en Cartagena el año 1891.

López ha ensalzado la figura de Leopoldo Cándido al dirigir el Servicio Municipal de Higiene y Salubridad durante casi tres décadas. En opinión de primer edil, el nacimiento de este servicio fue “la respuesta del ayuntamiento cartagenero al estado de insalubridad que padecía el municipio al reorganizar los servicios sanitarios municipales”.

Desde ese momento, ha recordado el regidor, los servicios quedarían “coordinados por una misma persona, optimizando todos los recursos sanitarios con los que contaba el consistorio”.

José López ha reseñado que la citada reorganización de los servicios sanitarios municipales bajo una única dirección “fue la primera establecida en España y, tras su presentación por el doctor Cándido, en el Noveno Congreso Internacional de Higiene y Demografía, celebrado en Madrid del 10 al 17 de abril de 1898, se acordó que fuese impresa para que sirviese de guía a otros municipios españoles”.

El alcalde ha continuado recordando la labor solidaria del facultativo al prestar asistencia como “médico de la Casa de Misericordia, cargo que ejerció de manera altruista hasta su fallecimiento”.

Como destacada fue su aportación al abrir “un laboratorio bacteriológico y un centro general de vacunación, donde en 1904 se había administrado el suero antirrábico. La aplicación de este tratamiento en el laboratorio del doctor Cándido hizo que Cartagena fuese la tercera ciudad española, después de Madrid y Barcelona, donde se pudo tratar a estos enfermos”.

Para finalizar, López ha significado que “muchas de las iniciativas emprendidas en Cartagena para mejorar el estado de la salud pública y las condiciones sanitarias de sus habitantes se debieron al impulso del doctor Leopoldo Cándido Alejandre, figura capital de la sanidad cartagenera”.

Tras la intervención del primer edil, el cronista oficial de Cartagena, Luis Miguel Pérez Adán ha glosado la figura de Leopoldo Cándido que se “enmarca dentro del ideario regeneracionista del que participaron varios médicos españoles de finales del siglo XIX y comienzos del XX, que pretendían adaptar las condiciones de la sanidad española a la de los entonces denominados países civilizados. Posiblemente, Leopoldo Cándido sea el mejor exponente de esa corriente regeneracionista entre los profesionales sanitarios cartageneros”, ha argumentado Pérez Adán.

Leopoldo Cándido Alejandre

El doctor cartagenero fue alcalde de su ciudad a finales del siglo XIX. Durante su extensa trayectoria publicó numerosos estudios, dirigiendo, al tiempo, diversas publicaciones sanitarias como la ‘Revista Popular de Higiene’, cuyo fin era la formación de las personas en materia de salubridad.

Leopoldo Cándido se significó, además, por su lucha contra el paludismo. Atribuía esta enfermedad al hacinamiento de las casas del Casco Histórico que provocaba la existencia de la muralla. Así, para dar respuesta a esta problemática, promovió su derribo, así como la desecación de El Almarjal. Hizo posible, por otro lado, que Cartagena fuera la tercera ciudad que administraba, en aquella época, suero antirrábico, situando al municipio en la vanguardia sanitaria, tras Madrid y Barcelona.

Actos por el 125 aniversario del Laboratorio Municipal

La actividad que hoy se ha desarrollado se inscribe en los actos organizados por el Gobierno local para conmemorar el 125 aniversario del Laboratorio Municipal, efeméride que tuvo lugar durante el pasado año

Entre los actos programados, todavía continúa vigente la muestra ‘125 años de Historia; El Laboratorio Municipal de Cartagena’. La exposición está dando testimonio del papel desempeñado y la evolución de este servicio municipal a lo largo de sus 125 años de Historia

Se puede visitar hasta el próximo viernes en el Archivo municipal de Cartagena (Parque de Artillería). La entrada es libre y el horario de visitas establecido es de lunes a viernes (9:00 horas a 13:45 horas), y martes y miércoles (9:00 horas a 13:45 horas y de 17:00 horas a 19:45 horas).

Qué es el Laboratorio Municipal y qué servicios presta

 Este servicio municipal, dependiente del área de Sanidad, centra su actividad en el sector medioambiental, concretamente en la realización de análisis físico-químicos y microbiológicos de aguas destinadas al consumo humano y otros usos de aguas residuales en las estaciones depuradoras, así como a los vertidos al alcantarillado urbano e industrial.

Su principal función es la de controlar, en coordinación con la empresa concesionaria del Servicio de aguas, tanto la calidad del agua que se distribuye en la red de abastecimiento como la de la red de saneamiento.

Se articuló para intentar prevenir las enfermedades evitables y, por otra, tratar de mejorar las condiciones de aquellas enfermedades que, a pesar de todas las medidas higiénicas adoptadas, no podían erradicarse totalmente.

Desde su constitución englobó: el servicio de policía de subsistencias, el laboratorio municipal, el servicio de desinfección, el centro de vacunación, el servicio de higiene especial de la prostitución y el servicio de estadística sanitaria.

La actual regulación de la actividad económica del Laboratorio Municipal permite su utilización principalmente a usuarios particulares; usuarios que requieran de la legislación en materia de aguas de uso recreativo; empresas a las que se aplica la legislación vigente en materia de vertidos y en materia de reutilización de aguas depuradas.

Más de un siglo prestando servicios

El Laboratorio Municipal de Cartagena se constituyó en 1889, según consta en la sesión celebrada el 16 de febrero firmada por el secretario de la corporación, Ginés Cano, siendo alcalde Francisco Conesa.

La creación de las dependencias se proponía en el solar contiguo a los bajos de la Aduana, contiguo al Ayuntamiento. Dependía del Centro de Servicios Municipales de Higiene y Salubridad.

Hasta el año 1992, en las memorias de actividades, se enumeran análisis de muestras de aguas, de alimentos, control de manipuladores, análisis clínicos de enfermos del Padrón Municipal de Beneficencia y de certificados de funcionarios y otras actuaciones como desinfecciones y desinsectaciones.

A partir de 1992, los cambios legislativos que llevaron a una cobertura sanitaria por parte de la Seguridad Social de todos los ciudadanos  y la consecución de objetivos del Plan de Salud de la Región, entre otras consideraciones, centraron su trabajo en los controles de aguas.

Estuvo ubicado en el edificio del Ayuntamiento (Palacio Consistorial), en el desaparecido convento de las Siervas y desde el año 1982 en el del Centro de Área de Salud de la Comunidad Autónoma, sito en la Plaza de  San Agustín, donde actualmente realiza sus funciones.

 

dsc_0284 dsc_0275 dsc_0286 dsc_0290

101006

A %d blogueros les gusta esto: